publicidad
El Cultural
Viernes, 31 de octubre de 2014 | Actualización continua
El Cultural
  Búsqueda avanzada
Arte  Exposiciones internacionales

Marlene Dumas

Museum of Contemporary Art, Tokyo. Japón

Hasta el 1 de julio. www.mot-art-museum.jp

Marlene Dumas, clásica viva de la pintura contemporánea, expone en el Museo de Tokyo una selección de sus mejores obras.


 | 12/04/2007 |  Edición impresa


Es todo un acontecimiento para el público japonés el poder ver estos trabajos de Marlene Dumas, algunos de ellos extraordinarios. Esta exposición es un importante precedente para las que tendrán lugar el año que viene en Estados Unidos, en el MOCA de Los ángeles y el MOMA de Nueva York, en lo que será, a buen seguro, uno de los años más importantes en la carrera de esta gran pintora surafricana.

Broken White, el título de esta exposición japonesa, está compuesta por 250 obras y en ella se incluye un nuevo trabajo basado en una obra de Nobuyoshi Araki, la muy aclamada serie de retratos "Female", realizada a principios de su carrera, o un trabajo hecho en colaboración con Anton Corbijn, "Strippinggrils", del año 2000.

El trabajo de Marlene Dumas resulta de la relación entre el arte y la belleza femenina, entre el arte y la pornografía, los modelos femeninos y los modelos del arte en general. Hay, evidentemente, una tendencia expresionista en su obra pero siempre aplicada desde una distancia. Dumas retoma un género pictórico por excelencia, el retrato, pero lo mira a través de los lenguajes que lo han vendo desvirtuando, el cine o la fotografía. Quiere, como ha repetido en numerosas ocasiones, devolverle a la pintura los temas que un día le pertenecieron. Lo hace, de eso no hay duda, pero los temas que devuelve están decididamente contaminados. Para realizar estos retratos la artista recurre a las fotografías de sus amantes, su hija o sus amigos. Nunca de un modelo real. También acude a la prensa escrita, donde recorta de periódicos y revistas. Todo tiene una intensa relación con lo vital pues la vida y sus avatares se encierran en los contornos ambiguos de las figuras que pinta. No hay sujeto que escape a la acción de Dumas. Representa la violencia en la forma de un bebé, en su incipiente y rara morfología. No hay tabú para la artista porque el tabú es fruto de unas divisiones que ella no reconoce. Y con respecto al cromatismo, dice no distinguir entre los colores pues todos le son extraños. En el centro de su obra se encuentran también temas como el apartheid, el racismo, la maternidad, la perversidad y el amor. Y todos estos temas están tratados desde un cierto prisma de violencia, un filtro altamente inquietante.

Marlene Dumas ha expuesto a lo largo y ancho del planeta. Sus exposiciones más importantes han tenido lugar en la Fundación De Pont en Holanda, la Tate Gallery de Londres o el Pompidou en París. En 2005 María de Corral la seleccionó para su Bienal de Venecia y ya prepara para el año que viene las dos grandes exposiciones americanas que la situarán en el Olimpo del arte de hoy.




Imprimir Enviar a un amigo Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en Meneame



publicidad

Esta semana en ARTE
Exposiciones
Lo experimental, en síntesis - Escritura experimental en España, 1963-1983
Drones, el terror de lo invisible - Dornes, vigilancia de masas y guerras invisibles
Juanli Carrión, fabular el paisaje - Onstage: Monuments of Melancholy
#FollowFriday
publicidad

La exactitud: Finalistas

El concurso de microrrelatos conducido
por Juan Aparicio Belmonte
y patrocinado por Ámbito Cultural

publicidad

publicidad

publicidad

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y nuestros servicios al usuario. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.